JINETE DE HIELO 1995



Asiro corría cargado

del rey Jinete de Hielo,

pedíale triste llorando

un poco, aunque sea de llanto.


Y el rey Jinete de hielo,

decía de orgullo, en vano :



- “La sangre vivir ha pedido,

y el filo su muerte ha traído.

Asiro me dice que llore ;

y miro en el cielo mi Venus :

¡qué diosa tan linda tenemos !



Asiro me dice que llore ;

y miro la sangre, lucero :

valiente guerrero vencido

...por Venus, la diosa del cielo.



La sangre vivir ha pedido ;

descubro el lucero de fuego :

ardiente, derrite mi hielo.



Asiro me dice que llore,

y pido al momento en que vuelvo :

¡que brille la magia del cobre !

...y triste, que cese este viento...”




Callado se queda el jinete,

¡príncipe escarcha de orgullo !

Su llanto, granizo perdido

no vale, de más finjo oírlo.



...Asiro lloraba a su lado,

al pié de su sauce dorado :




- “Llorabas fingiendo Mercurio ;

orgullo del sol te ha llevado,

y Venus, la diosa de augurio :

¡ni un beso jamás te ha donado !

¡mas finges haberlo tenido !

...y tú se lo has aclamado

¡célebre rey congelado!

...yerto me observas en vano.



...y digo haber escuchado

tu llanto callado de niño,

más creo tenerte a mi lado,

oírte y verte cantando...”




Asiro se marcha corriendo,

soñándose libre en el pasto ;

corriendo sin ver al vacío

que trae las flores llorando.

No hay comentarios: